Saltar al contenido

El tabú de los hermanos

Bueno, hacía tiempo que no hablábamos mucho de ello, pero con sólo unas pocas palabras mías se avergonzaría. Pero al mismo tiempo podía ver la excitación que le producía pensar en ello. La veía retorcerse y apretar las piernas.Vi esto como mi oportunidad así que la reté a un juego dekrib.Cada vez que jugábamos, el ganador se llevaba la noche de sus deseos. Y hasta la fecha no hubo ni una sola cosa que le dijera que tenía que hacer a la que se negara. Unas cuantas que se negó a hacer, pero siempre cumplió su palabra e hizo lo que se le dijo. Y más tarde descubriría que esta noche no sería diferente. Ella me había admitido previamente que había vigilado a su hermano y le había ayudado a masturbarse. Y también me había contado su fantasía de que un perro la lamiera y la follara. Y que cuando su hermano y su cuñada estaban de vacaciones y ella salía todos los días a atender a sus dos grandes labradores, los traía y los manoseaba y acariciaba.Así que en noches como ésta, cuando ella estaba de fiesta, yo sabía que tenía que ganar, así que me ponía a jugar porque sabía que no se contagiaría mientras no me excediera. Así que nos dijimos mutuamente lo que teníamos que hacer si perdíamos y cuando ella perdiera, porque iba a perder, tendría que ir a ver a sus hermanos y encontrar la manera de seducirle para que la viera hacer un espectáculo de masturbación para él.Bueno, yo gané y le dije que se preparara para salir con sus hermanos. Normalmente intentaríamos programar algo así y planificarlo, pero su cuñada estaba fuera de la ciudad sólo unos días más, así que teníamos que hacerlo ahora. Así que cuando llegamos allí le dije que le pidiera que sacara algo de hierba de su habitación mientras ella usaba el baño de enfrente, pero que dejara la puerta abierta para ver si él intentaba mirar. Y le dije que ahora quería que la viera montar un espectáculo para él. Y para mi sorpresa él dijo que sí y que había pensado en mirarla. Cuando salió del baño le dije lo que se había dicho y que procediera, se desnudó y puso una pierna encima de la mesa y procedió a tocarse y a meterse los dedos en el coño. Después de un rato se estiró un poco y empezó a meterse el puño lentamente al principio y luego más rápido. Ella le preguntó si le gustaba mirar y él dijo que sí, pero se notaba que estaba avergonzado por todo esto. Le dijo que se abriera la bata para que ella pudiera ver si se le ponía dura o no. Entonces, de la nada, Teddi se acercó a él, le agarró la polla y empezó a masturbarla salvajemente. El y yo nos sorprendimos por esto porque nunca se mencionó.🟢 Encuentra Mujeres que Quieren FOLLAR HOYBien después de que él se retiró de su agarre ella se quitó y se vistió y poco después nos fuimos. Yo me apresuré a preguntarle qué carajo fue eso. Y ella dijo que no lo sabía y me preguntó si estaba enfadado. Le dije que no. Le pregunté si recordaba que fuera tan pequeño y me dijo que no. La misma apuesta, pero esta vez le dije que se vistiera como una puta. Pantalones cortos, botas de cuero hasta la rodilla, ligas y redes de pesca y corsé. Por suerte era de noche y no había vecinos, así que le dije que fuera a la puerta y lo hizo. Gene se asomó, la vio y abrió la puerta y entró. Entonces cogí su bolsa de juguetes y entré también. Ella se puso a follar en la habitación delantera con enormes consoladores mientras él miraba por encima de la media pared que separaba el comedor de la habitación delantera.Le pidió que se sentara y la mirara y mientras se acercaba al asiento del amor le preguntó si estaba empalmado y él abrió su bata y dijo que un poco. Y en ese momento ella lo empujó al asiento y le agarró la polla y se la metió en la boca y la chupó como nunca.Mientras yo me sentaba enfrente de ellos tomando fotos de la acciónellos pasaron por la bolsa de juguetes teniendo a veces 3 hugetoys en su coño a la vez. Le pasé la cámara a Gene y sacó más fotos, sobre todo de su coño, mientras yo le follaba la boca y luego el coño, y la atraje hacia mí y le metí el puño. Ella se subió a la encimera a cuatro patas mientras yo la follaba con el puño mientras él se quedaba mirando cuando de repente Teddy le dijo que le metiera el puño y lo hizo. Ahora nos estamos divorciando y todas esas fotos de ella y él y otras de ella y los perros están manteniendo las negociaciones suaves y el coste del divorcio manejable.